Noticias

PLAYAS DEL NORTE Las 15 playas más sorprendentes de Asturias

Camino de Santiago por Asturias. El Camino de la Costa.

Entra en Asturias por la ría de Tina Mayor y la abandona por la ría del Eo, recorriendo a lo largo de ese periplo más de 283 kilómetros y 21 concejos.

Camino de Santiago por Asturias. El Camino de la Costa.

Playas, cascadas, cuevas, bosquetes y árboles singulares con una protección especial.

Lugares naturales que cuentan con especial protección.

Litoral, cuencas fluviales, sierras y bosques.

Empresas que realizan observación de flora y avistamiento de fauna.

La cultura asturiana a través de sus equipamientos culturales.

Destacadas rutas culturales y vías históricas de Asturias.

Un recorrido por el legado monumental religioso.

El acervo cultural, histórico y ancestral de Asturias.

Asturias: un turismo rural diferente, la viva expresión de la esencia natural y de aldea.

Encuentra hoteles rurales con encanto en Asturias, integrados en esta marca de calidad.

Casas de Aldea y Apartamentos Rurales que conforman esta marca de calidad turística.

Descubre las huellas que la actividad industrial ha dejado en Asturias a lo largo de la historia.

≫ 15 Planes divertidos para hacer en Asturias con niños (y no tan niños)

Viajar a Asturias con niños, es una de las mejores formas de disfrutar de la naturaleza ?y la belleza de una de las regiones más bonitas de España ?.

≫ 15 Planes divertidos para hacer en Asturias con niños (y no tan niños)

Si vas a viajar a Asturias con niños, no dudes en seguir las recomendaciones que vamos a darte, para que hagáis todos juntos actividades de lo más entretenidas. Tus vacaciones serán un éxito asegurado.

Asturias es una región que tiene de todo: Costa, montaña, bosques, naturaleza, paisaje, arte, historia, patrimonio, gastronomía,… Gracias a todo ello, encontrar el plan perfecto que guste, tanto a niños como a mayores, es la cosa más fácil del mundo.

Indice del artículo

Los planes que te vamos a proponer a continuación, están pensados para ir con niños, aunque valen para cualquiera que quiera conocer Asturias. Si quieres más ideas para descubrir lo mejor de esta maravillosa tierra, no te pierdas nuestro post.

Qué ver en Asturias: 25 lugares para alucinar

Visitar las zonas de alta montaña y conocer alguno de los pocos pueblos que todavía están habitados, viendo la forma de vida de las gentes que todavía resisten allí, es una auténtica gozada.

Hay que tener en cuenta que estas excursiones suelen requerir una buena dosis de esfuerzo físico y que, a veces es difícil llevarlas a cabo con niños pequeños, que ya no pueden ir en mochila y caminan por su propio pie.

Bulnes es uno de los pocos pueblos de montaña de España que cuenta con acceso en funicular, por lo que es bastante fácil subir hasta él y recorrer sus callejuelas de estilo montañés tradicional, aunque es verdad que la influencia del turismo se deja sentir cada día más.

Desde las cercanías del Bulnes y, si la climatología lo permite, podréis disfrutar de la mejor vista del Naranjo de Bulnes, la montaña más mítica de Asturias con cuya cima sueñan todos los escaladores.

Asturias tiene montones de playas fantásticas en las que darte un buen baño, pero Gulpiyuri es especial y diferente.

Se trata de una playa interior situada cerca de la localidad de Naves. Es pequeña, de arena fina y separada de la costa por una colina rocosa, por lo que desde ella no se ve el mar y da la sensación de que se trata de un lago.

Pero realmente no es tal y está comunicada con el mar, por lo que diariamente sufre las subidas y las bajadas de las mareas, llegando a desaparecer casi el agua con la bajamar.

Es toda una experiencia visitarla y bañarse en ella. Además, al no tener oleaje, es ideal para que los más pequeños disfruten del mar sin peligro.

Una vez allí no dejes de ir hasta la cercana costa siguiendo el camino que nace junto a la playa de Gulpiyuri. Te llevará hasta los acantilados desde los que podrás disfrutar de unas vistas impresionantes de la bravura del Mar Cantábrico.

Si quieres conocer la otra playa interior de Asturias, vete hasta Buelna, de donde sale un camino que lleva hasta la Playa de Cobijeru. Es parecida a Gulpiyuri y también tiene su encanto, aunque el entorno es más agreste.

Hace 40.000 años, las condiciones ambientales de toda Europa eran muy duras, con un frío extremo y fuertes vientos azotando un paisaje desolado. Todo el continente se encontraba metida de lleno dentro de una glaciación.

Asturias estaba poblada por los hombres de Neandertal y su fauna, era diferente a la de hoy, más parecida a la de las regiones polares actuales.

La mejor manera de conocer todo lo relacionado con esta época, es visitar el Centro de Interpretación de la Fauna Glacial de los Picos de Europa, ubicado en una cueva situada a la entrada de la localidad de Avín, llamada La Cuevona.

Aquí puedes hacer un viaje en el tiempo para conocer cómo era la vida en el período glaciar en los Picos de Europa. En la cueva hay réplicas a tamaño real del tigre de dientes de sable, mamut, megaloceros o ciervo gigante y rinoceronte lanudo. Además, también hay una reproducción de los restos fósiles de un rinoceronte lanudo descubierto  en la cercana cueva de La Peruyal.

Seguramente, la mayoría de la gente a la que le gusta disfrutar de las playas asturianas, pensará que si le sale un día desapacible con viento y marejada, no hay nada que hacer en Asturias con niños y toca quedarse en casa.

Ni mucho menos. Hay un plan estupendo para este tipo de días, que es ir a ver los Bufones de Pría, muy cerca de la localidad de Llames de Pría.

Los bufones son chimeneas y grietas verticales que la erosión del mar y la lluvia han formado en los acantilados de roca caliza. Estos agujeros conectan la parte superior del acantilado con el mar, de tal modo que, cuando el mar embravecido choca con fuerza contra el acantilado, -y mejor con marea alta-, expulsa al exterior un chorro de agua vaporizado de gran altura, que parece un auténtico geiser.

Bufones de Pría

Desde el mismo Llames de Pría parte la llamada ruta de los bufones. Es una ruta muy fácil para hacer en familia, con inicio y final en el mismo pueblo, que en cuatro horas te llevará por unos paisajes costeros de impresionante belleza, adornada de vez en cuando por la fuerza de los bufones.

Si te ha gustado la experiencia, sigue la costa hacia Cantabria y encontrarás también los Bufones de Ballota, en Andrín; los Bufones de Arenillas, en Puertas de Vidiago y; los Bufones de Santiuste, en La Franca.

Junto con el resto de las cuevas de la cornisa cantábrica que tienen pinturas rupestres del Paleolíotico, la Cueva de Tito Bustillo quedó incluida en julio del 2008 en el exclusivo listado de lugares declarados Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

La cueva se encuentra ubicada en Ribadesella, y para visitarla es recomendable que adquiráis las entradas online y con tiempo. Ten en cuenta que sólo pueden visitarla 150 personas al día, y en temporada alta hay mucha afluencia de visitantes.

A pesar de las molestias, merece la pena la visita y poder contemplar el llamado Panel Principal, en el que aparecen pintados renos, caballos, bisontes, uros y ciervos, de hace entre 12.000 y 17.000 años, junto con símbolos de hace más de 20.000 años.

Muy cerca de la cueva, se encuentran también el Centro de Arte Rupestre y la Cuevona de Ardines, que aunque no tiene arte parietal, posee una sala principal con una cúpula cuyo punto más alto alcanza los 40 metros de altura.

El Museo del Jurásico de Asturias, conocido popularmente como MUJA, es un gran edificio con forma de huella de dinosaurio tridáctilo.

Está situado entre Lastres y Colunga, en lo alto de un acantilado de la llamada Costa de los Dinosaurios. Esta costa recibe este nombre, porque en los acantilados hay gran cantidad de huellas (icnitas) de estos increíbles animales que poblaron esta zona durante todo el Mesozoico, hace entre 250 y 65 millones de años.

Si recorres Asturias con niños y les gustan los dinosaurios, cosa que suele ser muy habitual, les encantará la visita al MUJA. Aquí aprenderán de todo sobre ellos, a la vez que podrán ver reproducciones de esqueletos, a escala real, de Plateosaurus, Camarasaurus y una pareja de Tyrannosaurus Rex.

Además, el MUJA tiene montones de actividades para niños y jóvenes, con las que podrán sentirse como verdaderos Indiana Jones de la paleontología.

Para visitar los lugares anteriores lo mejor es que busques alojamiento en Ribadesella. Si quieres una sugerencia, nosotros podemos recomendarte El Jardín de Eugenia. Se trata de un pequeño hotel con encanto regentado por un matrimonio que hace que te sientas como en casa. Es un hotel muy tranquilo y las habitaciones son muy cómodas, acogedoras y decoradas con mucho gusto. Disfrutarás de un desayuno a la carta riquísimo, que te preparan al momento.

No hay un pueblo asturiano digno de llamarse así, que no tengo algún hórreo en sus campos o por sus calles.

Los hórreos son una de las señas de identidad de Asturias, aunque no todo el mundo ha visitado uno por dentro.

Hay varios pueblos asturianos que tienen habilitados hórreos para ser visitados por dentro, como es el caso de Pola de Somiedo en su Ecomuseo.

Otra opción es acudir al Centro de Interpretación del Hórreo, situado en la localidad de Bueño. Aquí podrás ver un hórreo por dentro y aprenderás multitud de cosas sobre ellos, como por ejemplo para qué servían, cómo se construían, cuántos tipos diferentes existen o desde cuando hay hórreos en Asturias.

Además, los niños podrán probar a construir uno en miniatura, lo que no es tan fácil como parece.

Sin lugar a dudas, el deportista asturiano más conocido a nivel mundial es Fernando Alonso.

Muchos de los niños quisieran poder ser Fernando y pilotar un coche de Fórmula I, o al menos uno de karting, como hacía él con cuatro años cuando empezó a hacer sus pinitos en el mundo del motor.

Para que los más pequeños alucinen con todo lo relacionado con las carreras, podéis ir a Llanera y visitar el Museo y Circuito de Carreras Fernando Alonso.

Aquí podréis ver muchos de los vehículos con los que ha competido a lo largo de su vida, además de toda una colección de objetos relacionados con su carrera deportiva.

Para los más atrevidos, existe además la posibilidad de pilotar un kart en el circuito que allí existe y que ha sido diseñado por el propio Fernando Alonso.

El Parque de la Prehistoria de Teverga es uno de los lugares que no hay que perderse si estás en Asturias con niños. Para ellos es un lugar en el que disfrutarán enormemente y, para los mayores será una visita muy interesante y entretenida.

El parque está muy cerca de San Salvador de Alesga, a un paso de San Martín de Teverga. Además de multitud de talleres para niños, el parque tiene tres atractivos principales para realizar en él.

Por un lado, visitar La Galería, un lugar que muestra fieles reproducciones de pinturas rupestres, objetos rituales y utensilios prehistóricos, en un ambiente que evoca el interior de las cuevas.

Por otro, visitar la Cueva de Cuevas, un cueva artificial en la que se han recreado a escala real y con total realismo, la Sala de los Polícromos de la Cueva de Tito Bustillo (Asturias); el panel nº 4 del Salón Negro de la Cueva de Niaux (Francia) y; el Camarín de la Cueva de Candamo (Asturias). Una experiencia única, ya que los originales no se pueden visitar.

Y por último, visitar el cercado de los animales, donde podréis ver, en semilibertad, muchos de los animales que poblaron estas montañas en épocas primitivas, como es el caso de bisontes europeos, ciervos, gamos, caballos de Przewalski, caballos tarpanes e, incluso neo-uros o uros de Heck, un cruce que se ha obtenido por selección artificial para intentar reproducir los uros primitivos.

Visitar el Acuario de Gijón es una buena forma de conocer en familia los secretos de los mares del mundo.

Durante el recorrido podréis disfrutar de 60 acuarios de agua dulce y salada, con fauna y flora de 12 ecosistemas marinos diferentes.

El viaje empieza por la emulación de un río cantábrico, con especies como los esturiones, salmones, truchas y nutrias. Y de ahí pasaréis al Mar Cantábrico, donde viven los bogavantes, pulpos y anémonas joya.

El recorrido va dando la vuelta al Mundo por el mar Caribe, los océanos Pacífico e Índico, el mar Rojo, el océano Índico Africano, el océano Atlántico Sur y el océano Atlántico Subtropical.

Tendréis que estar atentos para no perderos las morenas, anguilas, rayas, tiburones, anémonas, peces payaso, peces cirujano y muchísimas otras especies de peces.

Una de las especies que más atrae la atención de los pequeños son las tortugas bobas que nadan apaciblemente sin casi esfuerzo.

El recorrido es muy entretenido y es una buena idea si visitas Asturias con niños. Durante la temporada alta es recomendable comprar la entrada por anticipado, aquí puedes hacerlo:

Compra tu entrada para visitar el Acuario de Gijón

Si, además de visitar el Acuario queréis conocer la ciudad nada mejor que hacerlo a través de un free tour, echa un vistazo a este enlace.

La Senda del Oso es un recorrido peatonal y ciclable con forma de Y. El recorrido está perfectamente señalizado, con muy poca pendiente y de baja dificultad, lo que le hace ideal si estás en Asturias con niños.

Uno de los ramales conecta el Área Recreativa de Cueva Huerta, cerca de , Fresnedo con la localidad de Tuñón. El otro parte de Ricabo y sin separarse nunca del río Trubia, acaba también en Tuñón. Ninguno de los dos recorridos llega a los 30 km de longitud, uniéndose cerca de la carretera AS-228, a la altura del Desfiladero de Piedrasjuntas.

La senda se construyó sobre la plataforma de un antiguo ferrocarril minero y atraviesa los concejos de Quirós, Santo Adriano, Proaza y Teverga, cuyas montañas y bosques son refugio del oso pardo cantábrico

Tiene muchas áreas acondicionadas para el descanso, pero sin duda la más famosa es la de Proaza. Aquí está la Casa del Oso, sede de la Fundación Oso de Asturias, y es donde está el cercado en el que vivían las famosas osas Paca y Tola. Hoy siguen viviendo otros osos que hacen las delicias de los visitantes y sobre todo de los niños.

Si queréis hacer la ruta en bicicleta y no disponéis de ellas, hay varios puntos del recorrido en los que te alquilan las bicicletas. En alguno, incluso te ofrecen la posibilidad de dejar el coche allí aparcado, para que con la bicicleta desciendas por la suave pendiente que lleva hasta Tuñón, y allí os recogen en una furgoneta y junto con las bicicletas os devuelven al punto de partida.

Para disfrutar de los planes anteriores puedes buscar alojamiento en Gijón o en Oviedo. Si quieres alojarte en Gijón te podemos recomendar el hotel Silken Ciudad Gijon. Es un hotel moderno y funcional, que cuenta con una piscina y spa gratuitos, ideal para ir en familia.

Y si prefieres alojarte en Oviedo te recomendamos el hotel Barceló Oviedo Cervantes. Un hotel moderno de diseño y elegante con todas las comodidades. Se encuentra a 10 minutos del centro histórico. Las habitaciones son muy amplias, confortables y bien insonorizadas. Las camas y almohadas comodísimas, los baños grandes con bañera o ducha. Y el desayuno abundante u variado.

El Ecomuseo de Somiedo tiene dos sedes. Una está en Caunedo donde hay un museo etnográfico. La otra está en Veigas, donde hay tres cabañas con techo de teito que se encuentran dentro del pueblo, por lo que fueron utilizadas como casas permanentes.

Cada una de las tres casas pertenece a una tipología diferente de la casa tradicional somedana, con lo que forman un conjunto muy completo que no es fácil encontrar en el resto de la región.

Todas ellas estuvieron en uso y habitadas hasta hace unas décadas, conservando la distribución tradicional y una buena parte del mobiliario.

Adentrarte en ellas es un auténtico viaje en el tiempo, que permitirá a los más pequeños comprender cómo se vivía cuando sus abuelos eran como ellos, y cómo ha cambiado el mundo desde entonces.

Si quieres saber más cosas que hacer en Somiedo o cuáles son las mejores rutas para hacer en este lugar paradisíaco, no te pierdas estas entradas de nuestro blog.

22 Cosas que hacer en Somiedo y que harán que quieras volver

Cuatro rutas desde Valle de Lago, en el Parque Natural de Somiedo

El lobo ha sido seguramente el animal más odiado y perseguido de España. Tanto, que cerca estuvo de extinguirse por esta causa si no llega a ser por la lucha de Félix Rodríguez de la Fuente.

Para acabar con esta mala reputación, en Belmonte de Miranda crearon la Casa del Lobo. Se trata de una de las mejores exposiciones que hay en España sobre este animal, donde niños y mayores aprenderán todo sobre él, para respetarlo como una pieza más del ecosistema, que es.

La parte estrella de la visita es el cercado de los lobos. Una instalación situada a las afueras del pueblo, a la que se llega tras un paseo de apenas un cuarto de hora. Allí pueden verse en semilibertad a varios ejemplares de lobo ibérico (Canis lupus signatus) que ya no pueden vivir en libertad y atender las explicaciones que nos dará uno de los guías expertos.

Para alojarte en la zona de Somiedo te recomendamos hacerlo en Pola de Somiedo, el pueblo más grande de esta zona. Aquí te recomendamos el Hotel Casa Miño, un hotel de gestión familiar totalmente renovado en el que te sentirás como en casa. Las habitaciones son cómodas, súper limpias  y el desayuno casero, con zumo de naranja natural.

Muy cerca de la localidad de Arancedo, en el Concejo de El Franco, se sitúa el Monumento Natural de las Cuevas de Andina, en un entorno que ha recibido el nombre popular del Valle Feliz

Se trata de uno de los lugares más peculiares y sorprendentes que pueden recorrerse en Asturias, pues en realidad no son cuevas naturales. Se trata de los restos de una explotación aurífera que hicieron los romanos sobre un terreno kárstico de mármol de hace 600 millones de años.

Además, la vegetación lo ha ido cubriendo poco a poco y hay una auténtica selva de robles, castaños, acebos, laureles, madroños y helechos que lo recubre todo.

El resultado es una espacio escondido y lleno de misterio, lo que hace que sea muy divertido recorrerlo. No vengas aquí buscando estalactitas, estalagmitas o pinturas rupestres. Este es un lugar para explorar, con mil y un rincones escondidos entre las rocas.

El norte de España y sobre todo la parte occidental de Asturias, ha sido siempre una zona muy rica en oro. Los romanos, prácticos como pocos, lo conocían y llevaron a cabo su explotación durante los siglos I y II.

En el Concejo de Tineo, hay un pueblo llamado Navelgas, en el que hasta los años 50 hubo explotaciones auríferas en activo. Hoy ya no funcionan por no ser rentables, pero todavía hay gente en la zona que conoce y practica la técnica ancestral del bateo del oro en los ríos, para buscar pepitas de este preciado metal.

En Navelgas tenéis que visitar el Museo del Oro, un lugar donde niños y mayores aprenderéis todo sobre el oro y su obtención. Y lo mejor de todo, podréis convertiros en auténticos buscadores de oro y aprender a batear el sedimento del río Naraval.

Si estás interesado en recorrer el norte de España en familia, posiblemente te interese este post en el que te contamos planes para hacer en Cantabria con niños.

15 Planes divertidos para hacer en Cantabria con niños (y no tan niños)

Si quieres seguir sabiendo más cosas sobre Asturias, no te pierdas estos posts de nuestro blog

*Los costes de esta web se sufragan parcialmente mediante enlaces de afiliación, que hacen que ganemos una pequeña comisión si reservas algún producto a través de los mismos. No hay ningún coste adicional para ti y los enlaces solo son a sitios que recomendamos y utilizamos nosotros mismos.

¿TE HA GUSTADO NUESTRO CONTENIDO?SUSCRÍBETE

¿TE HA GUSTADO NUESTRO CONTENIDO?SUSCRÍBETE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nombre *

Correo electrónico *

Guarda mi nombre, correo electrónico y web en este navegador para la próxima vez que comente.

He leído y acepto la Política de privacidad *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Los 15 mejores acantilados de Asturias

Conoce los mejores acantilados de Asturias con la ruta de Oeste a Este que hemos preparado. Recorre la costa asturiana y disfruta de las vistas.

Los 15 mejores acantilados de Asturias

El Principado está repleto de lugares mágicos que visitar. Para disfrutar del lado más salvaje de la región, te recomendamos que visites los mejores acantilados de Asturias. Aprovecha para conocer sus faros, playas y probar su estupenda gastronomía. Echa un vistazo a los lugares que te recomendamos.

Tómate el tiempo necesario para hacer este recorrido entre acantilados. Puedes apostar por ver varios acantilados en un día, o ir más despacio y detenerte un par de días en sus encantadores pueblos.

Te proponemos comenzar por el Cabo de Busto, desde donde podrás tomar el sendero circular del cabo de Busto (PR-AS 4), que recorre hermosas praderas verdes.

Llegarás a los acantilados de Bustos, conocidos por ser los más escarpados de la costa y situados en las proximidades del Faro.

Acantilados de Cadavedo, protegiendo el medievo

Prosigue tu ruta hasta los acantilados de Cadavedo. En este pueblo se puede observar aún su herencia medieval. Además era un puerto ballenero. Para llegar hasta él, desvíate de la A-8 por la N-632a.

Después de visitar los acantilados, merece la pena hacer una parada en el pueblo y visitar sus hórreos, villas indianas y casinas con coloridos jardines.

Playa del Silencio

Sigue hacia el este. Llegarás hasta la playa del Silencio, la playa es de grava y merece la pena su visita, a pesar de que para llegar hasta ella hace falta un pequeño esfuerzo.

Cabo Vidio

Prosigue la marcha hasta los acantilados de Cabo Vidio que se encuentran en la localidad de Oviñana. Algunos de estos acantilados llegan a medir 80 metros de alto. Para contemplarlos en todo su esplendor te recomendamos 3 enclaves concretos:

Si te gusta el senderismo, estás de suerte. Caminando hacia el extremo norte o por el este tendrás vistas espectaculares de los acantilados de la zona. No dudes en caminar por las verdes praderas de este lugar.

Pon rumbo hacia Avilés, una pequeña ciudad de Asturias que no puedes olvidar visitar por su gran patrimonio cultural de todo tipo. Está de camino y debes cruzarla para llegar hasta el Cabo de Peñas, por lo que es buena idea parar durante unas horas para recorrerla y disfrutar de su gastronomía.

Una vez llegas al Cabo de Peñas, puedes estacionar tu vehículo en un pequeño parking habilitado. Para disfrutarlo al máximo te recomendamos:

Continúa tu ruta por la AS-118, al pasar Gijón toma la A-8 y coje el desvío de la Carretera de Tereñes. Para acceder a los acantilados te recomendamos que dejes el coche aparcado en las inmediaciones y que continúes andando.

Para continuar con esta ruta, dirígete hacia Ribadesella, cuando pases la ciudad, continúa por la AS-263 y desvíate por la carretera de Oreyana hasta llegar al Área Recreativa del Infiernu.

Podrás admirar las sorprendentes formas que se han formado tras siglos y estrellándose el mar contra las rocas.

Toma de nuevo la AS-263 y pon rumbo a los acantilados de Guadamía. Este enclave queda muy cerca de la Playa de Guadamía, una playa prácticamente fluvial perfecta para acudir con niños por su poco oleaje. Además, en las inmediaciones puedes realizar algunas pequeñas rutas.

Muy cerca de los acantilados de Guadamía, encontrarás los bufones de Pría. Para llegar hasta ellos, aparca en Llames (cuidado, no lo confundas con Llanes) y sigue caminando por el camino de tierra entre hermosísimos prados hasta llegar. ¡No tiene pérdida!

Un poco más al este, tomando la carretera LLN-17 y desviándose hacia la izquierda en la AS-340 encontrarás la playa Cuevas del Mar, muy turística y cerca de la cual encontrarás rocas perforadas por un sinfín de cuevas y también una buena zona recreativa. Es otro buen lugar para parar con la familia.

En dirección a Llanes, desvíate en dirección a Póo y ve hacia la playa con el mismo nombre ¿Ves la playa o no? Todo depende de si es pleamar o bajamar.

Te recomendamos que contemples las vistas desde la Playa del Poo y desde los propios acantilados, al no ser muy altos te dará la impresión de estar sobre el mismísimo mar.

Acantilados de Cué, Asturias

Vuelve a tomar la AS-263 dirección Llanes. En este punto, te recomendamos dos planes diferentes, puedes realizar ambos o ir directamente a los Acantilados de Cué.

Vuelve a la A-8 y continúa hasta el desvío hacia la N-634 poniendo rumbo a los bufones de Arenillas. Aquí el mar impacta y sale con fuerza de forma vertical por las rocas, formando una columna de agua que parece un géiser.

Acantilados de Cobijeru

Vuelve a la carretera y toma de nuevo la N-634. Al pasar Buelna, desvíate hacia la izquierda y continúa hasta Playa del Cobijeru.

Apenas a unos kilómetros al este verás otro acantilado declarado Monumento Natural, de extraordinaria belleza. El mar impacta con fuerza contra él, produciendo los característicos silbidos y expulsando también una gran cantidad de arena al impactar.

Sin duda, es un viaje que no te puedes perder si quieres recorrer los lugares más hermosos de la costa asturiana. Conoce de oeste a este los acantilados, bufones y cabos más espectaculares de la zona. Apuesta por un mini viaje de 4 días disfrutando únicamente de estos lugares y sus pueblos y aldeas cercanas.

▷Ruta por la COSTA Oriental de ASTURIAS

Hoy os llevo de ruta por la Costa Oriental de Asturias: playas, dinosaurios, indianos, pesca… se funden en este paraíso que visitar en 2021

▷Ruta por la COSTA Oriental de ASTURIAS

Esta ruta por la costa oriental de Asturias es el viaje que más he hecho de todos los realizados por la comunidad vecina. Y es que para los cántabros seguir la línea de la costa hacia Asturias es lo más natural del mundo: para mí es como visitar a un primo hermano.

Pero hoy no solo quiero hablaros de una costa quebrada, sino de gentes, oficios, cambios sociales… Porque en la costa oriental de Asturias encontramos un paisaje cultural formado por la naturaleza y las gentes que la han habitado desde mucho antes de lo que os imagináis 😉.

¿Nos acompañas?

Tabla de Contenidos

Para hablaros de la Costa Oriental de Asturias, primero tengo que mencionaros la Comarca de Oriente, una de las 8 en las que se divide el Principado de Asturias. Como su nombre indica, abarca toda la parte este de la comunidad y está formada por varios concejos, entre ellos 4 concejos costeros: desde el de Caravia, más al oeste, hasta el de Ribadedeva, al este.

De hecho, en este viaje por la Costa Oriental de Asturias también he metido otros dos concejos: el de Villaviciosa y el de Colunga —en muchas ocasiones a este último también se le incluye en la parte oriental. Si bien es verdad, estos pertenecen a la famosa Comarca de la Sidra, que ya imaginaréis por qué es famosa 😅.

Así que para que lo situéis mejor en vuestra cabeza, en esta ruta por la Costa Oriental de Asturias os hablaré justo de la parte de costa que se extiende a la derecha de Gijón según veis normalmente el mapa de España, aunque también os mencionaré otros lugares que no os podéis perder del oriente asturiano 😊.

🔺 Es verdad que hay otra distinción, que engloba menos territorio, que es la del Espacio Natural de La Costa oriental. Este espacio abarca la línea de costa que queda enmarcada entre Llanes y Ribadedeva y es un paisaje protegido donde os encontraréis algunos de los tesoros de Asturias.

En el mapa os dejo un itinerario que va de oeste a este recorriendo los puntos más señalados de la costa oriental de Asturias, aunque, como ya he dicho, también os dejaré algún punto interesante del interior:

Puntos de la ruta por la Costa Oriental de Asturias:

Aparte de esta ruta por la Costa Oriental de Asturias, hay “subrutas” muy interesantes que también podréis hacer en vuestro paso por el Principado. Por ejemplo, de Gijón hasta Ribadesella se extiende la que se conoce como La Costa de los Dinosaurios, en la que podréis ver vestigios del paso de estos animales en forma de icnitas.

⚠️ Antes de empezar con esta ruta, no os olvidéis de pasar algunos días en Gijón, una ciudad a la que siempre hay que volver:

Empezamos la ruta fuerte, aunque también es verdad que os daréis cuenta de que no hay un solo pueblo de esta zona que no merezca la pena. Tazones es uno de tantos pueblos asturianos orientados al mar; manchas blancas y de colores que rompen la unión entre azul y verde 😍.

🔎 Además, tiene otra peculiaridad y es que Tazones es el único puerto asturiano en el que desembarcó Carlos I en su primer viaje a España, hecho que se celebra cada agosto desde hace más de 30 años.

En la siguiente parada nos metemos un pelín hacia el interior, siguiendo la ría de Villaviciosa, llegando a la población del mismo nombre. Como ya os he mencionado antes, Villaviciosa es muy famosa por la producción de sidra: es conocida como la capital manzanera de España.

Aparte de la celebración anterior, tampoco os podéis perder una de las Semanas Santas más antiguas de Asturias y puntos turísticos como la iglesia de Santa María de la Oliva o la iglesia prerrománica de San Salvador de Valdediós situada a unos 10 km al suroeste de Villaviciosa.

Llegamos a uno de los pueblos más bonitos de Asturias, Lastres. La verdad es que yo no lo puedo evitar y cada vez que voy, pienso en la serie Doctor Mateo 😅. ¡Mirad que salía guapín el pueblo y todavía lo es más al natural! Un pueblo dedicado a la mar que, como curiosidad, también se dedicaba a la caza de ballenas. La verdad es que cada vez que recuerdo que había ballenas en el Cantábrico, me asombró más 😕.

Este es uno de los Pueblos Ejemplares que tiene Asturias y la verdad es que no hay más que ver su casco histórico. Uno de los mejores sitios para captarlo es desde el Mirador de la Atalaya (os lo dejo señalado en el mapa).

A menos de 10 minutos en coche de Lastres se encuentra este museo, recordad que estamos en plena Costa de los Dinosaurios.

Como ya os decía antes, en toda esta zona hay numerosas rutas para ver icnitas, huellas petrificadas y otros restos del paso de los dinosaurios por estas tierras, pero además, también podréis disfrutar de un museo que sirve como acompañamiento didáctico.

Este museo está dividido en dos plantas y lo más curioso es que tiene forma de la huella de un dinosaurio. La verdad es que visitar este museo es uno de los planazos que podéis hacer en una ruta por la Costa Oriental de Asturias.

Todavía no había mencionado ninguna playa, pero como supondréis, en esta zona se sitúan algunas de las playas más impresionantes de Asturias. La Playa de la Griega es una de las más famosas de esta zona, sobre todo, de nuevo, por el descubrimiento de las icnitas más grandes del mundo.

A lo largo de esta guía os mencionaré alguna que otra playa, pero obviamente me dejaré muchas otras. Así que si en vuestra ruta tenéis la oportunidad de parar y descubrirlas todas, ¡no lo dudéis! Y si tenéis alguna recomendación, ¡os espero en comentarios!

👉 Te dejamos un artículo con los pueblos más bonitos de Asturias.

¿Quién no ha oído hablar de esta villa marinera? Y es que Ribadesella es uno de los lugares más completos que os encontraréis en esta ruta: punto final del famosísimo Descenso del Sella, lugar de paso de dinosaurios, vigilante de la cueva de Tito Bustillo

Todo lo que diga de ella se va a quedar muuuy corto, así que os dejo un artículo completito que no os podéis perder 👇:

Aprovecho también esta parada en Ribadesella para hablaros de la pesca, un oficio que ha sido una forma de vida en todo el territorio costero de Asturias. La mar, en femenino, ha sido tanto fuente de alegría como de noches en vela.

Uno de los datos más curiosos es que ya desde el siglo XIII se pescaban ballenas en estas costas. De hecho, tanto Ribadesella como Lastres o Llanes fueron núcleos balleneros muy importantes durante varios siglos. La “caza” de estos mamíferos duró más o menos hasta el siglo XVIII, pero a partir de entonces se siguió con la pesca de la merluza, de la xarga, de la lubina…

Hace 15 años vivían unas 5000 familias de la pesca de litoral, muy pocas si lo vemos con retrospectiva.

Esta es una de las zonas de costa más alucinantes de Asturias; y es que aquí, el mar, cual artista con su cincel, se lo ha pasado en grande creando formas abruptas y maravillosas a lo largo de esta línea de costa.

Lo que os recomiendo es hacer la ruta de algo más de 5 km que conecta estos acantilados con los Bufones de Pría. Es una ruta costera sencilla, pero, como siempre, hay que ir con cuidado, sobre todo si hay temporal.

En el otro extremo de la ruta os encontraréis con los Bufones de Pría, uno de los lugares más chulos que ver en Asturias debido a los efectos creados por el mar cuando choca con las galerías de piedra. En este momento, y gracias al choque, el agua es expulsada hacia arriba formando una especie de chimeneas.

⚠️ Eso sí, si queréis ver este efecto tendréis que pillar un día con marejada.

Justo al lado se encuentra la Playa de Guadamía, una playa alargada que se mete hacia el interior y que a mí me parece de las más bonitas de la Costa Oriental de Asturias.

Llegamos a otro de los lugares más curiosos de esta zona de Asturias, y es que hay quien ve en las formaciones de esta playa una mini Playa de las Catedrales. Parecido o no, lo cierto es que es un paraje espectacular que tampoco necesita parecer a nada; además, justo aquí empieza el Paisaje Protegido de la Costa Oriental de Asturias. Justo esta zona abarca unos 30 km de costa, hasta el concejo de Ribadedeva, y tiene una anchura de 1 a 4 km.

Esta seguro que os suena, y si no de nombre, seguro que la foto os hace click. Y es que hay quien dice que Gulpiyuri es una de las playas más bonitas de Asturias y de España. La verdad es que yo me quedo con que es curiosa, ya que es una playa interior, pero la verdad es que a mí dame una playa desde la que pueda ver el mar…

👉 Entre Gulpiyuri y la siguiente playa de la que os hablo se encuentra el Monasterio de San Antolín de Bedón. La verdad es que a mí visitar lugares con un halo de misterio me encanta. Aunque la iglesia ha sido intervenida, el resto del conjunto da un poco de pena, por lo que está en la lista roja de patrimonio.

Repito que es difícil destacar un lugar bello en Asturias cuando hay tantísimos 😅, pero esta playa tiene mucho de paraíso. Es una playa de 500 metros en forma de concha que queda protegida por un acantilado de uno de los colores verdes que tenemos por el norte 😍. Es además muy conocida por ser una de las playas nudistas más famosas de la cornisa cantábrica.

En Celoriu hacemos otra parada para visitar el arte religioso asturiano. Parece ser que, aunque el resto del conjunto es posterior, la iglesia tiene más de 1000 años siendo construida por dos poderosos señores asturianos.

Este monasterio benedictino quedó unido al de San Antolín de Bedón en el siglo XVI por lo que se creó un Priorato. A partir de la invasión napoleónica entró en decadencia hasta 1919 cuando fue comprado por la Compañía de Jesús. Este monasterio es muy importante también en la historia del Camino de Santiago.

⚠️ Cerca de Celoriu se encuentran también las ruinas de la ermita de San Martín. Actualmente se observa un arco y unos cuantos trozos de pared, pero debió de ser un lugar increíble, sobre todo por el lugar en el que se encuentra.

Otro de los pueblos más bonitos de Asturias, ¡y más completos! En Llanes encontraréis algunas de las muestras de arquitectura indiana más impresionantes, los aires del que fue uno de los puertos más importantes de Asturias, restos del paso de los franceses…

Llanes es uno de los lugares que ver en Asturias que te transporta a otra época y te deja sin aliento. Aquí te he dado unas pequeñas pinceladas, pero he hecho un artículo completísimo con todo lo que hay que ver en Llanes 👇.

Los Bufones de Arenillas son otro de los tesoros naturales de Asturias. En este monumento natural, al igual que pasaba con los Bufones de Pría, hay que ir en días de marejada para poder observar bien las chimeneas de agua que se forman cuando esta escapa de los acantilados.

La verdad es que no os lo podéis perder en vuestra visita a Asturias.

Estamos a puntito de terminar esta ruta por la Costa Oriental de Asturias, pero todavía nos quedan unos cuantos lugares imperdibles en cualquier visita a Asturias. La Playa de la Franca es el límite natural entre Llanes y Ribadedeva y en verano es una de las más abarrotadas. De hecho, en muchas de mis escapadas al oeste de Cantabria he aprovechado para darme un cole en la Franca.

A unos 10 minutos en coche hacia el interior os encontraréis el pueblo de Ribadedeva y justo al lado la Torre Medieval de Noriega, otra de esas construcciones olvidadas por el tiempo y por nosotros.

Tengo que reconocer que el nombre de Pimiango me trae muchos recuerdos, y es que en mi casa siempre se ha usado la expresión “vete a Pimiango” cuando nos queríamos deshacer de alguien (no me preguntéis por qué 😅). Pero aparte de esta pequeña anécdota personal, Pimiango y sus alrededores esconden un montón de lugares imperdibles que ver en Asturias.

Aquí se encuentra el faro más oriental de Asturias, rodeado por el denso encinar de San Emeterio. Aquí San Emeterio tiene una pequeña ermita y de nuevo cántabros y asturianos volvemos a estar unidos, ya que San Emeterio es uno de los patronos de la ciudad de Santander, y parece ser que su cabeza, antes de descansar en mi ciudad, recaló por varios sitios 🙈🤷‍♀️.

Además aquí en Pimiango se encuentran algunos de los miradores más espectaculares de Asturias, y eso que el del Fitu se lleva todas las alabanzas 😅. Por un lado está el Mirador del Picu que nos ofrece una visión 360 º de toda la costa de Pimiango y también de los Picos de Europa. Por otro lado, el Mirador del Picu Cañón, ya rozando con Cantabria y desde donde se ve, de hecho, mi tierruca.

Justo desde este último mirador se ve la Ría de Tina Mayor y la verdad es que os aconsejo ir a su desembocadura porque es un lugar espectacular (y si pasáis ya hacia Cantabria pues mejor que mejor 😅).

Y finalizó esta ruta por la Costa Oriental de Asturias con otro de los lugares imperdibles del Principado, la Cueva del Pindal. Es Patrimonio Mundial de la Unesco dentro de la mención Cueva de Altamira y Arte Rupestre Paleolítico de la Región Cantábrica.

Fue descubierta a comienzos del siglo XX y solo tiene una entrada que da hacia el mar. Es famosa por sus pinturas, sobre todo en pigmentos rojos, y por sus grabados.

Arriba ya os dejé una pequeña lista de los lugares que yo no me perdería del interior de la zona oriental de Asturias.

Muchas de las visitas anteriores tienen en común una cosa y es que están dentro del Area de Influencia Socioeconómica del Parque Nacional de los Picos de Europa. Unas palabras muy rimbombantes para decirnos que Picos de Europa es mucho más que un espectacular paisaje natural. Picos de Europa también es un paisaje cultural, y es que el ser humano ha forjado su identidad unida a la naturaleza exuberante de esta zona.

Entre los municipios que se encuentran en Picos de Europa destacan Cabrales, famoso por su queso, y Cangas de Onís, primera ciudad asturiana, sede de la corte y pieza clave en la Reconquista. Esta población es el mejor punto de partida para visitar el Real Sitio de Covadonga y los lagos Enol y Ercina que reciben su nombre global del Real Sitio.

👉 Si estás por Gijón, siempre puedes reservar un tour guiado para conocer Covadonga.

Si sois de hacer rutas, os aconsejo la del Cares, pero id mentalizados porque si hacéis ida y vuelta es algo durilla. Además, hay otra zona que visitar en Asturias que, aunque no sale en muchos sitios, para mí es totalmente necesaria: Piloña.

Este concejo guarda el pasado (y presente) asturiano que se ve en sus casas, en sus hórreos y paneras, en sus gentes.

A lo largo del artículo os he dejado alguna que otra recomendación, sobre todo para dormir en Ribadesella o en Llanes, aunque otra muy buena opción es hacerlo en Gijón. Lo bueno de esta ciudad es que está en el centro de Asturias con lo que podríais combinar con otras excursiones si estáis haciendo un tour completo por el Principado.

Yo os recomiendo el Hotel Santa Rosa, cerca de Cimavilla y de otras partes turísticas de la ciudad, aunque os dejo un cuadro donde podréis echarle un vistazo a otros alojamientos en Asturias:

RESERVA AQUÍ los mejores HOTELES con descuento en Booking

RESERVA AQUÍ las mejores EXCURSIONES Y TOURS

COMPARA AQUÍ los mejores precios de VUELOS

CONSIGUE AQUÍ tu SEGURO DE VIAJE con un 5% de descuento en Mondo

Blog de viajes en español con guías de países, recomendaciones de qué ver en distintos lugares del mundo, y consejos prácticos para inspirarte.

Somos una pareja inquieta, con ganas de visitar, conocer, y aprender.

Asturias con niños en 20 planes para no perderse · Familias en Ruta

Te descubrimos montón de ideas y recursos en Asturias con niños, un paraiso natural lleno de rincones entre la montaña y el mar

Asturias con niños en 20 planes para no perderse · Familias en Ruta

En Asturias con niños podrás disfrutar haciendo un montón de planes: descender bajo tierra para sentirte como un auténtico minero, tener frente a frente a un dinosaurio a tamaño real, ver surfear las olas y subir a las cumbres. No te olvides de tomarte una botella de sidra y de aprender a decir: “Guaje, ponme un culín” o te quedarás sin beber.

Tras más de diez años viviendo en Madrid, he vuelto a mi tierra, a mis raíces, para que mis hijas crezcan entre bosques de castaños, animales de granja y mar. Para que experimenten lo que es jugar en la playa en invierno y toquen la tierra mojada de los preciosos bosques que tenemos en Asturias.

Excursión por los Picos de Europa

Cuando baja la marea las playas de Asturias se convierten en un paraíso para el juego de los niños

Asturias no es muy grande, tardarás en recorrerla de punta a punta poco más de dos horas, pero para disfrutarla entera, necesitarás más de dos vidas. Cuántos secretos guardamos los asturianos!.

En Asturias llueve, a veces, muchas veces, pero eso es parte de su encanto, porque en mi tierra en un solo día puedes vivir todas las estaciones y podrás saltar en los charcos por la mañana y darte un chapuzón en el mar por la tarde.

Los asturianos vivimos aquí desde el Neolítico, hay quien dice que somos celtas. Nuestra geografía, que nos ha tenido un poco aislados a lo largo de la Historia nos ha servido para crear nuestra propia cultura, nuestra propia lengua (el asturiano) aunque no está suficientemente reconocida. Asturias fue el primer reino cristiano de la Península Ibérica, y nuestro primer rey fue Pelayo, héroe por tradición.

Venir a Asturias es venir a probar la fabada, la sidra, los frixuelos, los bollos preñaos y por supuesto el cachopo y no te olvides del arroz con leche, el pitu caleya y el queso cabrales. Ñam!

Para mí, Asturias es de las comunidades que más atractivos tienen a la hora de viajar con niños y aunque te parezca mentira, su meteorología es una de las razones. Nunca pasarás ni demasiado calor ni demasiado frío y las distancias son cortas, así que tus peques no sufrirán interminables horas de desplazamiento. Además gozamos de mar y de montaña. Estas ya son buenas razones para venir a Asturias con niños.

Para tu comodidad al final de esta entrada encontrarás un mapa que hemos elaborado con todos los planes localizados.

El aeropuerto de Asturias se encuentra situado en el término municipal de Castrillón, a 15 kilómetros de Avilés, 40 km de Gijón y 47 kilómetros de Oviedo. Puedes consultar los mejores precios de vuelos directos a Asturias desde Madrid, Valencia, Alicante, Barcelona, Málaga, Sevilla, Palma de Mallorca, Tenerife y Lanzarote.

Desde el aeropuerto se puede utilizar el transporte público con el servicio de Alsa, taxis que tienen precios cerrados y rondan los 50 euros a Gijón y 25 euros a Avilés o puedes alquilar un vehículo (comparar precios).

Venir a Asturias con niños también es posible en tren. Además es toda una experiencia, porque atravesar los puertos de montaña que separan esta comunidad de la Meseta es un regalo para la vista. Oviedo y Gijón tienen estaciones de Renfe muy bien situadas, prácticamente en el centro de la ciudad.

Otra opción son los autobuses de la compañía asturiana ALSA, con conexiones a casi todas las ciudades españolas y a muchas de Europa.

Cualquier momento es bueno para visitar Asturias con niños. En verano podrás disfrutar de las playas y de las decenas de fiestas que se celebran a lo largo de su geografía. Pero a Asturias puedes venir en cualquier época del año porque en cada una de ellas encontrarás un aliciente.

100% Asturias. El Lago Ercina en los Picos de Europa (Lagos de Covadonga).

Los colores del otoño en nuestros bosques y parques naturales y la celebración del tradicional amagüestu para comer castañas y beber sidra dulce.

En invierno puedes disfrutar de las pistas de esquí (Valgrande-Pajares o Fuentes de Invierno) y de hacer rutas entre la nieve por lugares tan emblemáticos como Somiedo y si vienes en primavera, podrás disfrutar de nuestros prados repletos de flores y verás jugar a los pequeños terneros con sus madres.

La oferta de alojamientos en Asturias con niños es muy amplia y sin duda el mayor encanto lo podrás encontrar en el turismo rural.

Asturias con niños

El Palacio Florez Estrada es una casona asturiana con una torre del siglo XIII y cuerpo central del XV y XVIII. Un ejemplo de turismo rural sostenible comprometido con la sensibilización medioambiental en Asturias y todo un referente del agroturismo situado en Somiedo, dentro de una zona natural protegida. Un alojamiento comprometido con las familias con niños que organiza avistamientos de osos así como paseos en caballo.

El Quesar de Gamoneo

El Quesar de Gamoneo es un alojamiento a tener en cuenta por las familias así como por los amantes del buen paladar. Este hotel rural situado en un precioso paraje de los Picos de Europa cuenta con 9 habitaciones con bañera de hidromasaje o baño turco y un restaurante en el que podrás probar los platos típicos de la gastronomía de la zona. Además, en el hotel podrás hacer tu propio queso de la misma manera que lo hacían los pastores de los Picos y cuando esté curado, te lo envían a casa.

Sobre Asturias con niños

Agroturismo Amaido está situado en la comarca asturiana fronteriza con Galicia de Los Oscos-Eo, declarada Reserva de la Biosfera donde dentro de una explotación agrícola se puede elegir entre una estancia en sus cabañas de madera equipadas con cocina o bien en el camping rural. También se puede alquilar una casa rural (La Casona de Amaido) con 7 amplias habitaciones, todas con baño, una de ellas adaptada a personas con movilidad reducida. Se organizan actividades agrarias de la finca y paseos por el valle de San Tirso de Abres, por las orillas del rio Eo. Situada a 20 km de la playa de las Catedrales.

Asturias en familia

La Casona de Amandi es un hotel rural que parece sacado de una película de época: las habitaciones con suelo de madera y mobiliario antiguo cuentan con baño propio y si lo necesitáis os pondrán cuna. El edificio es una casona típica asturiana con su galería acristalada con vistas a un jardín francés con glicinas, tilos, tejos y hasta una secuoya. Estupendos desayunos y surtido de quesos asturianos en la cena. Ofrece sesiones de yoga y pilates.

Tierra del Agua

En el interior de Asturias, Tierra y Agua ofrece 11 apartamentos con decoración nórdica, varios de ellos para familias. En este maravilloso centro de ecoturismo podréis disfrutar de clases de yoga, SPA, masajes y hasta de un taller para elaborar sidra. Además, te ofrecen la posibilidad de dar paseos silenciosos, alquilar bicicletas de montaña, escalada, talleres gastronómicos y travesías a caballo por el Parque de Redes. No te pierdas su terraza panorámica y su picnic junto al río.

En Avilés tienes por ejemplo el Hotel Don Pedro ubicado en el casco viejo, el NH Collection Palacio de Avilés, un espectacular palacio del siglo XVII ubicado en la misma plaza del Ayuntamiento junto a algunos de los más singulares restaurantes de la ciudad o el Apartahotel Suite 1907 Avilés con una decoración sorprendente y con apartamentos con terraza propia que cuenta con jacuzzi. Un poco más alejado del centro de Avilés encontrarás el  URH Hotel Zen Balagares con un centro termal al que tienen acceso los niños desde los 3 años.

Oviedo con niños

Confortables y acogedores. La Suite 1907 Oviedo son lofts y apartamentos en pleno centro de Oviedo, a apenas ocinco minutos andando de la plaza de la Constitución.  Todos los alojamientos ofrecen sala de estar con sofá y cocina bien equipada. Muy recomendable para Oviedo con niños los que tienen terraza con jacuzzy o balcón. Estupendas vistas de 180 grados del centro de la ciudad de Oviedo con las montañas nevadas al fondo.

El Ibis Budget Oviedo dispone de habitaciones familiares que harán las delicias de tus hijos, pues la cama infantil está sobre la cama de matrimonio, además, las vistas a la montaña son espectaculares.

Si prefieres un hotel con Historia, no puedes dejar de alojarte en el Eurostars Hotel de la Reconquista en la calle Gil de Jaz en pleno centro de la ciudad. Es un símbolo de Asturias declarado Monumento Nacional. Te alojes o no en este hotel, déjate caer por su salón para tomarte un café en uno de sus sillones y deja que tus hijos exploren sus pasillo, su patio interior y sus escaleras. Te lo agradecerán.

En esta ciudad encontrarás multitud de opciones para alojarte con tu familia. En el Abba Playa Gijón podrás disfrutar de estar junto la emblemática Playa de San Lorenzo y el Parque de Isabel La Católica.

En el Apartamento Cimadevilla situado en el antiguo barrio de pescadores te sentirás como en tu casa y podrás disfrutar de estar cerca de las dos playas más importantes de la ciudad y del espectacular Cerro de Santa Catalina.

Albergue les Xendes

Dos opciones económicas y prácticas para alojarte son los albergues juveniles que no te defraudarán como el Albergue La Posada, cerca de Cangas de Onís, ubicado en un antiguo monasterio del siglo XVIII que tiene habitaciones para 2 y 4 personas con baño privado y el Albergue Les Xendes en el Parque de Redes, coqueto y muy rural, con unas vistas que te dejarán atónito.

Gijón, la ciudad más poblada de Asturias, tiene un carril bici que la recorre casi entera. Esto te va a permitir acercarte a los lugares más emblemáticos de Gijón. Dar un paseo por todo el frente marítimo de Gijón llegando al alto del Cerro de Santa Catalina te va a regalar unas vistas inolvidables. Pasea por las calles de Cimadevilla y párate en la Plaza Mayor a tomarte algo.

No olvides hacerte una foto en las famosas “letronas” de Gijón

No dejes de jugar en los parques de Gijón porque te van a sorprender. Algunos tienen un barco pirata, otros canales de agua, cuerdas, tirolinas. En Gijón los parques son algo más que un tobogán.

Si eres de playa, estás de suerte, porque en Gijón tenemos 3 playas en las que podrás hacer paddle surf, darte un paseo con una moto de agua o aprender a surfear las olas.

Y además tenemos un montón de museos para que puedas visitar con los peques, además del Jardín Botánico, el Acuario y en Talasoponiente podrás disfrutar de piscinas calientes, baños turcos, saunas y una piscina salada caliente desde la que ver la playa. Todo un lujo. No te pierdas nuestra entrada con 15 planes en Gijón con niños.

Catedral Oviedo y estatua de la Regenta.

Oviedo es la capital del Principado, sede de la Universidad, y un casco histórico medieval. Una buena manera de descubrir Oviedo con niños es hacerte tu propio tour de las 32 estatuas con las que cuenta. Cada una de ellas te llevará de la mano a conocer un rinconcito; desde las estatuas del Parque Campo San Francisco, una zona verde en pleno centro con árboles centenarios, en donde te encontrarás con la mismísima Mafalda, hasta Woody Allen o La Regenta.

La estatua de Mafalda en el Campo San Francisco de Oviedo

Recorrer el centro de Oviedo te llevará a descubrir sus calles medievales, su hermosa Catedral de San Salvador así como las calles peatonales que la rodean y por supuesto, no te olvides sagrificarte por tus hijos pasándote por alguna de las famosas pastelerías de la ciudad como la Confitería Peñalba que lleva abierta nada menos que desde 1930. Descubre estos y muchos otros planes en nuestra entrada sobre Ovideo con niños.

Avilés es una preciosa ciudad asturiana que muchas veces pasa injustamente desapercibida. Te encantará pasear por sus calles empedradas entre sus edificios marineros con arcadas. No dejes de acercarte a la playa de San Juan y contemplar las Dunas del Espartal, las más extensas de Asturias. Podrás pasear entre ellas por las pasarelas de madera que se instalaron hace unos años; además tiene una pista cicloturista por la que podrás llegar al pueblo de Salinas. Y si te gustan los puertos, acércate a la bocana del Puerto de Avilés.

El centro de Avilés os regalará agradables paseos

Si quieres probar la gastronomía asturiana en todo su esplendor pásate por Tierra Astur junto a la plaza del Ayuntamiento.  Pídete la tabla de tortos, la sartén de setas asturianas y langostinos y alguno de sus postres caseros. Tus hijos alucinarán, porque podréis comer dentro de un barril. Además, tienen menú infantil.

Toneles con mesas para comer en el restaurante Tierra Astur

Además, no dejes de pasarte por Trastadas y Más una tienda de cosas bonitas de la que seguro que te vas a llevar algo o por Malosa Lula en donde encontrarás todo aquello que es tendencia.

Solo por contemplar uno de los edificios más futuristas de España ya vale la pena que te acerques a Avilés. No te olvides de visitar el Centro Niemeyer y participar en alguno de sus talleres infantiles, la Rula de Avilés y el Museo de las Anclas de Salinas, un museo al aire libre que lleva el nombre del conocidísimo Philippe Cousteau.

Si vienes en los carnavales, prepárate para mojarte en el Descenso de Galiana, la fiesta por excelencia de la ciudad. El 23 de junio, en el Pantano de Trasona se celebra una hoguera infantil en la tarde-noche, para celebrar la noche de San Juan.

Más en Avilés. Cada segunda quincena de Julio se celebra el Celsius 232 uno de esos Festivales que son capaces de tomar una ciudad por completo y convertirla en un reino de la fantasía. Una oportunidad de encontrarte  con los autores y creadores más destacados de la narrativa de género de la fantasía, la ciencia ficción y el terror, pero también con un buen puñado de actividades para los más pequeños. El acceso a todas ellas suele ser libre y gratuito.

Un baño en la Playa de San Lorenzo de Gijón

Asturias tiene unas playas increibles. Especialmente si sueles veranear en el Mediterráneo te quedarás prendado por el contraste y esas intensas mareas atlánticas que consiguen que la misma playa parezcan dos diferentes según la mires por la mañana o por la tarde.

En verano o en invierno en las playas asturianas siempre vas a encontrar a alguien dándose un chapuzón. Así somos los del norte. Lo cierto es que no diferenciamos entre una estación y otra y la playa es para los asturianos un lugar más, para pasear o para jugar sin distinción de estación.

Nosotros, por ejemplo, siempre llevamos juegos de arena en la furgo, nunca sabes cuándo te va a apetecer construir un castillo de arena. Si quieres disfrutar de Asturias con niños, sin duda, recorrer sus playas es un plan indispensable.

Las playas de Asturias también se pueden disfrutar en invierno

Pero ojo porque el Cantábrico es un mar bravo y siempre es mejor tomarle la medida. Si necesitas información sobre el estado de las mareas o una playa en concreto, pásate por 112asturias.es

Basada en nuestra propia experiencia a continuación encontrarás una amplia y variada selección de las mejores playas para disfrutar de Asturias con niños:

Quizá la playa urbana más conocida de Asturias, con más de kilómetro y medio de longitud cuenta con todos los servicios: aparcamientos, duchas, servicio de salvamento y aseos. Si vas con peques, te recomiendo que con marea baja te pongas en la zona de las escaleras 3 y 4, pues hay muchísima arena para jugar y pequeñas piscinas naturales.

Eso sí, la arena está muy húmeda así que te recomiendo que te lleves una esterillas para proteger la toalla. Si te animas, podrás practicar paddle surf o dar un paseo en moto de agua y practicar surf.

Está Villaviciosa en un entorno envidiable, pues antes de llegar a la arena tendrás que atravesar un enorme pinar en el que podrás prepararte un pic-nic porque cuenta con mesas y bancos. Además, podrás disfrutar de un paseo por la Reserva Natural de la Ría de Villaviciosa con un alto valor ecológico. Si te gusta el avistamiento de aves, ésta es tu playa.

Villa turística por excelencia. Esta playa urbana se llena de veraneantes los meses de julio y agosto. La marea casi no sube así que dispondrás de arena seca durante todo el día. Cuando des por concluido el día de playa tienes que tomarte un helado de Hermanos Helio, en la calle Ramón Pérez de Ayala. Encontrarás cola, pero la espera merece la pena. Mi recomendación: el helado de crema catalana y el de marañuela (dulce típico de la zona). Y si estás en el pueblo durante el fin de semana, podrás disfrutar del famoso brunch del Restaurante La Playa.

En Muros del Nalón. Con enormes rocas en el arenal que le dan un aspecto lunar. Desde esta playa puedes hacer la Senda Costera de los Miradores, una ruta bien señalizada de unos 4,5 km  que transcurre entre árboles y recorre toda la costa de Muros del Nalón. No te recomiendo el uso de sillita, así que prepárate un portabebé.

Playa de Verdicio

En un entorno privilegiado en el Paisaje Protegido del Cabo de Peñas, esta playa se merece una visita en cualquier momento del año. Lo cierto es que tiene un oleaje fuerte, pero con la bajada de la marea quedan al descubierto unas pozas que harán las delicias de mayores y pequeños. Al atardecer, tómate algo en el chiringuito Las Dunas, a partir de las 20.00 horas en los meses de verano suele haber música en directo y los fines de semana, talleres como construcción de cometas o astronomía. Sin duda, una de las mejores puestas de sol de Asturias, podrás disfrutarla en esta playa.

Lo más característico de esta playa son sus huellas de dinosaurio. En su zona este hay una pequeña senda que te llevará hasta las huellas de dinosaurio de mayor tamaño descubiertas en el mundo. Además, si esperas a que baje la marea, los niños podrán bañarse en unas piscinitas que se forman en la arena.

Con un arenal de tamaño considerable lo más llamativo son las enormes rocas y cuevas que llegan hasta el mar. En marea baja se comunica con las playas de Las Cámaras y de Los Frailes, ésta última muy pequeñita y bastante más tranquila. Deja que tus hijos investiguen en la zona de los manantiales y los gorgoritos, unas pequeñas arenas movedizas. Yo de niña me pasaba horas jugando y ahora, lo hacen mis hijas.

Hacer castillo de arena es un plan perfecto en verano y en invierno

Esta playa excavada en la roca se encuentra entre LLanes y Ribadesella. Cuando la marea está alta, casi no te da la sensación de que exista una playa, pero cuando la marea baja, te encuentras una enorme lengua de arena y para poder bañarte tendrás que llegar hasta los límites del acantilado.

Lengua de arena de la playa de Guadamía

Una de las curiosidades de esta playa es que se encuentra en el entorno de los llamados Bufones de Pría. Cuando la marea está alta y el mar está bravo, el agua entra en la roca caliza y sale a la superficie con gran fuerza, altura y ruido por las galerías de los acantilados. Este no es el único lugar de la costa asturiana en el que sucede este fenómeno (cerca de la playa de Toró en LLanes, también podrás verlo), pero puede que sea el lugar en el que más cerca puedes estar y más cantidad hay.

No es de fácil acceso, pero su belleza vale la pena el paseo. Se trata de una playa de interior, es decir, no hay salida directa al mar, sino que el agua se cuela entre las rocas. Tiene apenas 30 metros y una profundidad de aproximadamente un metro.

Solo 130 peldaños te separan de este paraíso en forma de concha y rodeada de altísimos acantilados. No suele tener grandes oleajes y además se puede acceder con mascotas. No suele tener mucha afluencia de gente y está protegida con unos altísimos acantilados cubiertos de pinos.

Playa de Torimbia

Quizá una de las más espectaculares de Asturias y un referente del nudismo. El acceso se hace a pie por una pista asfaltada y cuenta con servicios de parking, duchas, socorristas y hasta chiringuito. Esta playa se encuentra dentro del Paisaje Protegido de la Costa Oriental. El agua suele estar muy limpia y el acceso a pie es sencillo.

Hay tantos pueblos marineros en Asturias que es difícil hacer una selección. Pero te voy a hablar de mis preferidos.

En Asturias no te olvides asomarte al Mar Cantábrico desde puertos como el de Viavélez

Viavélez te transporta a épocas pasadas. No dejes de pasear por sus callejuelas y descubrir sus casitas que bien parecen sacados de un libro de Harry Potter. Date un paseo hasta el Mirador de la Atalaya desde donde los marineros buscaban a las ballenas en el horizonte.

Puerto de Vega Si paseas por sus calles y alrededores descubrirás las espectaculares casas de indianos y los palacios. Pero a tus hijos lo que más les va a gustar es el parque de Benigno Blanco, con vistas al mar y con columpios muy llamativos, que incluyen un pequeño hórreo.

En Asturias no puede faltar una visita a Cudillero y su puerto

Cudillero Imprescindible. Es uno de los pueblos marineros más turísticos y bellos de la costa asturiana. Sus casitas de mil colores  parece que cuelguen de la montaña frente al mar. En los meses de julio y agosto podrás disfrutar de visitas guiadas.

Tazones es famoso por ser el puerto en el que desembarcó Carlos V en su primer viaje a España. De hecho, cada año se rememora este acontecimiento, convertido en Fiesta de interés turístico. Mi recomendación personal es que te sientes en la terraza del restaurante Rompeolas y te pidas unos langostinos a la plancha. Me lo agradecerás…y te lo agradecerás.

Luanco está muy cerca del Cabo de Peñas, el punto más septentrional de Asturias. Luanco en verano es una villa llena de turistas que no se pueden resistir a los conciertos, los eventos deportivos y las fiestas, incluyendo un famoso carnaval en el mes de agosto. En invierno vuelve la calma, pero  gana en romanticismo. No podrás resistirte a sus atardeceres y su tranquilidad.

Luanco es un típico pueblo marinero asturiano

LLegada de los barcos al puerto de Ribadesella

Ribadesella es otro de esos pueblos que no te puedes perder en Asturias con niños. Famosa por varias razones quizá la más destacada es la de ser junto con Arriondas el pueblo en el que se celebra el Descenso del Sella por todo lo alto. Tu visita a Asturias con niños tendrá la guinda con un paseo por el puerto para ver la llegada de los barcos pesqueros y cómo descargan la mercancía.

Si hay un deportista de talla internacional que ha hecho de Asturias su bandera ese es Fernando Alonso. Todos los grandes y pequeños aficionados al rugido de los motores y las carreras de coches tienen en el Museo y Circuito de Carreras Fernando Alonso de Llanera una parada casi obligada.

En este templo de la fórmula 1 por una parte podremos visitar la exposición de de cascos, monos así como la espectacular muestra de trofeos del museo donde destacan los monoplazas con los que Fernando Alonso ha competido desde los 4 años de edad cuando se inició en el mundo del karting.

Museo y circuito Fernando Alonso

El segundo punto de interés es la escuela y circuito de karting que se diseñó y construyó homologado para albergar las competiciones internacionales del mayor nivel según normas CIK-FIA.

Además de los cursos y day camps organizados el circuito pueden disfrutarlo tanto socios como aquellos que vengan a disfrutarlo con su propio kart en días sueltos. Opción de realizar actividades para grupos con reserva previa.

Asturias cuenta con 15 faros y desde su privilegiada ubicación podrás disfrutar del mar Cantábrico en todo su esplendor y bravura pues son atalayas que gozan de unas vistas privilegiadas

En el Faro de Peñas podrás disfrutar de un centro de interpretación de la flora y la fauna asturianas. Los destellos del Faro de Cabo Busto son visibles a 21 millas de distancia; el de Avilés se puede alquilar para eventos y el Faro Tapia de Casariego está construido sobre una isla.

La Isla Pancha presidida por el Faro de Ribadeo.

Muy cerquita de Asturias, en la orilla gallega de la desenbocadura del Río Eo se encuentra el Faro de Ribadeo en la Isla Pancha, declarada Reserva de la Biosfera por la Unesco. El faro domina un paraje de gran belleza y cuenta con un hotel-faro en que os podéis alojar.

Hacer en coche la ruta de los faros asturianos te permitirá además visitar unos pueblecitos centenarios pero que siguen llenos de vida. Podrás contemplar cómo los marineros reparan las redes de pesca mientras hablan de sus cosas o mientras cantan a orillas del mar. San Esteban de Pravia o Luarca se merecen una visita. Nuestra costa no es muy recortada así que en días despejados podrás ver varios faros al mismo tiempo desde un mismo punto.

Y nada mejor para conseguirlo que acercarte a El Trasgu la Fronda (agroturismo). Aquí les podrás dar de comer a los animales y trabajarás en la huerta aprendiendo las labores propias de cada estación.

El Trasgu la Fronda, una auténtica opción de agruturismo en Asturias

Además, en El Trasgu la Fronda podrás tomarte algo en su merendero mientras contemplas las espectaculares vistas del Parque de Redes y podrás quedarte a dormir. A lo largo del año organizan campamentos familiares, retiros de yoga en familia, senderismo y muchas actividades para disfrutar de Asturias con niños de una manera tan auténtica como especial.

En Asturias tenemos espectaculares cascadas, aquí te vamos a descubrir algunas de las más interesantes para las familias más excursionistas. Un buen comienzo es hacer la ruta a las Cascadas de Oneta, una ruta cortita de poco más de kilómetro y medio.

Cascada de la Seimeira

También una ruta sencilla es la que te lleva a la Cascada de Xurbeo, a un kilómetro del pueblo de Murias en el concejo de Aller. La Cascada de la Seimeira en la comarca de Los Oscos es un pelín más larga pero el paseo a lo largo del frondoso bosque merece la pena.

La minería marcó absolutamente la historia de Asturias, su economía y sociedad durante los siglos XIX y XX. Esta tierra cuenta hoy como atractivo para el visitante con un rico patrimonio industrial donde poder descubrir cómo funcionan las minas de carbón, algo que seguro despertará la curiosidad de toda la familia.

Algunas minas como el Pozo Pisón hacen visitas guiadas bajo reserva. Si quieres tener una visión más general puedes visitar el Museo de la Minería y de la Industria de Asturias (MUMI) en el Entrego para descubrir la tecnología minera, cuáles eran las condiciones de trabajo de los mineros o cómo se organizaban las minas.

La Casa del Lobo en Belmonte de Miranda (Somiedo) es un centro de interpretación en el que tú y tus hijos descubriréis multitud de curiosidades sobre el lobo ibérico: cómo es, dónde vive, cómo vive, cómo es su convivencia con el hombre y las múltiples leyendas que se han creado alrededor de este bello animal. Además, el centro cuenta con un homenaje a Félix Rodríguez de la Fuente.

Sobre Asturias con niños

Podréis participar en interesantes talleres de reciclaje, naturaleza , anatomía del lobo o cursos de rastreo. Además, en el centro hay tres ejemplares de lobo ibérico que podréis contemplar en su cercado.

La Ruta del Alba: una de las más famosas en Asturias si de caminar con los peques se trata. La ruta sale desde Soto de Agues un pueblecito precioso lleno de casas tradicionales. Todo el recorrido está hormigonado, salmo el último tramo (pero es sencillo) por eso es una ruta muy familiar.

El paseo tiene algo más de 6 km a lo largo de los cuales te encontrarás con casitas de cuento, torres abandonadas,cascadas de hasta de 10 metros y si tienes suerte, podrás ver ciervos bebiendo en el río, así que no te olvides los prismáticos. Al final del recorrido, antes de empezar la ruta hay un área recreativa, así que llévate unos bocatas para reponer fuerzas.

El Camin Encatau. Foto: Turismo Asturias

El Camín Encantáu: en la zona de Llanes y escondida entre grandes árboles te encontrarás esta ruta muy fácil para los niños en la que según vayáis avanzando os encontraréis con seres mitológicos tallados en madera y cada uno de ellos con su nombre y descripción. Acércate a descubrir en esta ruta de unos 10 km al Cuuélebre, los trasgos, el sumiciu y otros personajes que te sorprenderán.

Ruta circular por los Lagos de Covadonga: son muchas las rutas senderistas que hay por los Picos de Europa. Pero una buena manera de acercarse a esta zona de Asturias es hacer esta pequeña ruta circular muy facilita de solamente 5km y que es la más famosa de esta zona. El itinerario empieza en el aparcamiento de Buferrera junto al centro de visitantes y os llevará hasta el Mirador del Príncipe desde el que podrás contemplar el espectacular Lago Enol, unas antiguas minas y finalmente el Lago Ercina desde el que tendrás unas vistas preciosas de los Picos de Europa.

Une los pueblos de Poncebos y Bulnes. Desde Bulnes podréis realizar varias excursiones y por supuesto disfrutar de la vista del imponte Naranjo de Bulnes (o Picu Urriellu en asturiano). Sorprendentemente, Bulnes no tenía acceso rodado, solamente un camino no asfaltado que recorría el desfiladero del Río Bulnes.

Funicular de Bulnes. Foto: Wikipedia

Los vecinos de esta aldea, tuvieron que esperar nada menos que hasta 2001 para que se construyera el funicular que hoy en día les une con el pueblo de Poncebos salvando un desnivel de algo más de 400 metros. El funicular lo gestiona ALSA en cuya página podéis reservar los billetes. El viaje dura unos 8 minutos.

Para los familias más excursionistas a los pies del Naranjo de Bulnes hay un estupendo refugio, con unas vistas increibles. Todo un clásico del montañismo asturiano desde el que son se pueden hacer diferentes rutas.

El Museo de los Molinos de Mazonovo en Taramundi es el mayor de España. En él podrás manejar los mecanismos de los molinos y aprender sobre cómo el hombre ha logrado dominar los cauces de los ríos para su beneficio. A la salida, te entregarán hasta un diploma y todo.

Deja que tus hijos se conviertan en expertos en los Oscos

Taramundi está en plena Comarca de Los Oscos, un lugar mágico y entre los más auténticos de Asturias, con aldeas escondidas entre los bosques y decenas de rutas de senderismo. En esta comarca podrás aprender a hacer pan, queso e incluso cervezas de manera artesanal.

Otra buena recomendación. No dejes de acercarte hasta la aldea de Os Teixois donde podrás descubrir varios inventos hidráulicos que tienen cientos de años o visitar el castro Os Castros de época prerromana.

Y es que en Asturias tenemos muchísimas. Aunque la mayoría se celebran en los meses de verano, algunas de las más famosas se celebran el resto del año, como las Fiestas del Cristo del Socorro en el concejo de Gozón en el mes de Febrero donde durante varios días, los distintos coros marineros amenizan las tardes en las sidrerías que se llenan de gente y por todos los restaurantes preparan un menú especial el 5 de febrero centrado en la calderada.

En verano no te puedes perder la Fiesta del Pastor en los Lagos de Covadonga (25 de julio), la fiesta medieval de Exconxuraos (primera semana de Julio) o la Fiesta Vaqueira en la Braña de Aristébano (último fin de semana de julio) en la que se celebra una boda de verdad por el rito vaqueiro.

Ya sé que es más conocido el descenso del Sella que se celebra cada mes de agosto pero por eso mismo está mucho más concurrido. El Navia es un río tranquilo, con pocos rápidos y poco volumen de agua, así que es perfecto para navegarlos con los peques de la familia.

El descenso del Sella

Visitando el MUJA y sus dinosaurios. ¿Qué puedes encontrar en este museo? pues miles de restos prehistóricos, como las mayores huellas de dinosaurios terópodos y estegosaurios conocidas hasta el momento.

Además, tus hijos podrán aprender un montón de cosas en los talleres para niños que se organizan en el Parque de la Prehistoria de Teverga y el Centro de Arte Rupestre Tito Bustillo.

A los peques les va a encantar que les llevéis a pie o pedaleando en plena naturaleza para ver a las famosas osas Paca y Molinera. Se trata de una de las vias verdes más famosas y bellas de toda España. Sigue un trazado de una via férrea de origen minero por la que antiguamente se transportaba carbón desde los concejos de Proaza y Teverga hasta Trubia. Su trazado tiene poco desnivel así que es ideal para recorrerlo en familia.

La Senda del Oso. Foto de Turismo Asturias

En la zona podréis alquilar todo el material que os haga falta, desde carros porta bebés, tandems, porta mascotas e incluso triciclo para adultos.

En el occidente de Asturias se ha buscado oro en sus ríos desde la época castreña y actualmente, en Navelgas, un pueblecito del concejo de Tineo se celebra el Campeonato Nacional de Bateo de Oro a finales del mes de julio.

Para aprender sobre esta actividad podéis visitar el Museo del Oro, hacer la ruta de la Huella del Oro  y por supuesto, bateando en el río. Toda una aventura.

Tours y visitas guiadas por Asturias

Gijón con niños

Oviedo con niños

Destinos familas Asturias

Turismo Asturias

Web Desde Asturias

referencia:
www.turismoasturias.es
aunclicdelaaventura.com
www.palaciodeaviles.com
www.aprendizajeviajero.com
familiasenruta.com

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba