News

Laporta se resigna con Koeman, que renueva como entrenador del FC Barcelona

Laporta se resigna con Koeman, que renueva como entrenador del FC Barcelona

El técnico holandés continuará la próxima temporada como técnico azulgrana con una opción hasta 2023

Laporta se resigna con Koeman, que renueva como entrenador del FC Barcelona

Las ganas del entrenador han podido más que las dudas del presidente y Ronald Koeman seguirá ocupando el banquillo del Camp Nou. El mercado de técnicos no ofrecía muchas alternativas y Joan Laporta ha optado por confirmar al técnico después de un período de reflexión en el que ha redactado un manual de instrucciones para el héroe de Wembley 1992. El Barcelona debe ser un equipo desacomplejado y de fútbol ofensivo y a los jugadores les conviene ganar títulos porque la derrota penalizará o, si se quiere, tendrá serias consecuencias para que así se visualice que hay un antes y un después del regreso de Joan Laporta a la presidencia del Barcelona. La espera de Koeman no ha sido en vano, sino que se le recompensa con un contrato que acaba el 30 de junio de 2022.

No se sabe todavía cuál era el entrenador preferido de Laporta. El presidente ha jugado con el cargo desde que se presentó a las elecciones y nunca ratificó a Koeman hasta el pleno de la directiva celebrado este jueves en el Camp Nou. A falta de Johan Cruyff y renovado Pep Guardiola por el Manchester City, Laporta ha metabolizado el libro de estilo del cruyffismo -refrendado con la incorporación de Jordi Cruyff al área deportiva- y no ha encontrado a un entrenador capaz de ponerlo en práctica que no sea Koeman. No hay una alternativa y, además, el finiquito del holandés suponía una factura de unos 13,5 millones de euros además de la indemnización de cinco millones a pagar a la Federación de los Países Bajos. Koeman exigió al expresidente Josep Maria Bartomeu un acuerdo por dos años para renunciar a la selección de su país en vísperas de la Eurocopa. Por lo que Laporta tomó la decisión. “Después de este periodo de reflexión que nos hemos tomado con Koeman, quiero anunciar que hemos acordado que daremos continuidad al contrato que tiene en vigor. Estamos muy satisfechos de que han fructificado las conversaciones en unificar los criterios de cara a la próxima temporada”, resolvió el presidente este jueves, tras la reunión de la junta.

Aunque se ha sentido menospreciado por la junta, Koeman aspira a ganarse al vestuario y al barcelonismo, orgulloso y convencido como está de que conectará con la hinchada cuando acuda al Camp Nou. Asegurarse la continuidad ha supuesto mucho desgaste para un técnico ahora mismo débil ante los jugadores que capitanea Leo Messi. Koeman entiende, sin embargo, que su determinación, ambición y orgullo le permitirán remontar la situación y defender la obra de la pasada temporada en que sin más fichaje que el de Dest ganó la Copa, apostó por la cantera y cambió el ánimo de Messi, la piedra filosofal del proyecto de Laporta. El próximo paso del consejo barcelonista es la renovación del 10 y la renovación de la plantilla en la línea emprendida el año pasado con las salidas de Luis Suárez, Rakitic y Arturo Vidal.

La crítica situación económica impedirá que Laporta despida a los futbolistas que le apetecería por la misma regla de tres que ha tenido que resignarse a que siga Koeman. El mensaje del presidente era claro: “Se acabó un ciclo después de perder la Liga de forma incomprensible”. El derrumbe del equipo después de caer con el Granada en el Camp Nou la jornada en que aspiraba a situarse líder y el absentismo de los jugadores, así como la actitud contemplativa del técnico, irritaron tanto al presidente que quiso prescindir de Koeman. Aunque nunca había sido su técnico favorito, su decepción aumentó después de los partidos contra el Levante y el Celta. Incluso el entrenador holandés, que el último día señaló a la plantilla por no estar a la altura del club, llegó a afirmar que había mejores entrenadores que él para el Barça.

Las dos partes han acabado por coincidir después de estar en polos opuestos: Koeman exigía “confianza absoluta” y Laporta un equipo ganador en la Liga con aspiraciones en la Champions. La sensación es que ambos se dan tiempo sin que se sepa muy bien si se puede pasar página y cambiar la dinámica con el mismo entrenador sentado en el banquillo del Camp Nou. El mensaje de presidente, en cualquier caso, ha sido cada vez más favorable al técnico holandés a medida que han aumentado las conversaciones: “El diálogo va muy bien, no lo descartéis”, empezó por decir; “se ha abierto un período de reflexión para unificar criterios que ha sido muy bueno”, añadió después; “yo me siento muy cómodo con el entrenador”, remató Laporta, después de descartar opciones como la de Xavi Hernández.

El presidente ha cedido finalmente y el entrenador ha aceptado incluso revisar económicamente su contrato para adaptarlo a las necesidades del Barça. Ha habido que volver a rebajar el fijo, aumentar las variables y actualizar los pagos en diferido después de la ficha de unos ocho millones firmada con Josep Maria Bartomeu. A Koeman le han podido más las ganas que el dinero y el trato en su obsesión por volver a triunfar en el Barça. Igual que a Laporta. A ambos, al fin y al cabo, les unen las ansias por demostrar que tienen un gen ganador, incluso desde la precariedad y vulnerabilidad, después de haber sido protagonistas de dos de las mejores épocas del FC Barcelona. La diferencia es que ahora ya no está Johan Cruyff.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

referencia

Laporta se resigna con Koeman, que renueva como entrenador del FC Barcelona
elpais.com

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba